header3.jpg

Enseres

PASOS

 

Nuestro Padre Jesús de la Divina Misericordia

Pasos 1

Está realizado íntegramente en plata de ley. Lleva en las esquinas águilas bicéfalas que portan entre sus garras cartelas con los escudos de las

hermandades penitenciales de la feligresía: Siete Palabras, Museo, Vera-Cruz y Penas.

En el centro de cada lado del canasto hay cuatro cartelas, en madera tallada y policromada, (Rafael Barbero Medina en 1981) que representan bustos de imágenes  cristíferas: Siete Palabras, Gran Poder, Cachorro y Pasión.

En los ejes menores de la crestería aparecen ángeles argentíferos sosteniendo un cáliz y un copón, en manifiesta alegoría del cuerpo y la sangre de Cristo.

En el frontal, un Ostensorio, también en plata, recuerda el carácter sacramental de la corporación.

En los respiraderos hay cuatro cartelas de plata en clave simbólica. Representan santos lugares en los que se manifestó la misericordia de Dios: gruta de la Natividad (derecha), roca de la agonía (trasera), Santo Sepulcro (izquierda) y Abadía del Tránsito (frontal).

El paso lleva un total de veinte cartelas bordadas por Fernández y Enríquez, (2006), tomadas de la obra Camino Real de la Cruz de Benedictus van Haeffen, con sus correspondientes epigramas.

Toda la orfebrería la realizó el taller Viuda de Villarreal (1977- 2000), a excepción de las coronillas de los guardabrisones que hay en los entrantes del canasto, siendo los delanteros, de Orfebrería Ramos (1995-1997) y los restantes de Pedro Rodríguez Muñoz (2005).

Los angelitos de madera tallada y policromada que hay  alrededor de la canastilla  son obra de Rafael Barbero Medina (1981).

Las andas se iluminan con cuatro faroles, de cobre plateado, realizados en 1913 por Antonio Sandarán Arqués según diseño del pintor Virgilio Mattoni.

El llamador del paso (Villarreal, 1977) representa a la Giralda, un ángel tocando una bocina y un candelero con una vela.

Lleva faldones de terciopelo burdeos, en cuyo frontal lleva bordado el escudo dela Casa Real, del TallerLa Esperanza (1978)  y broches de Juan Antonio Curquejo Morales (1986).

 

Misterio de las Siete Palabras

Pasos4

Paso realizado por Ricardo Reguera en 1881 según diseño de Joaquín Díaz Montero. Su estética es neobarroca y responde a criterios eclécticos: materiales
tradicionales y formas en las que se han simplificado las soluciones compositivas, pictóricas y cromáticas.

Los respiraderos se fechan en 1931 y son obra de Francisco Vélez Bracho, enriquecidos por Ángel de la Feria en 1995. La canastilla fue ampliada en su altura por Manuel Peralta en 1966 mediante la incorporación de un nuevo baquetón de 8 cm.

Las andas llevan en las esquinas cuatro ángeles estrenados en 1923 en la Hermandad, con cartelas con inscripciones, alzados sobre peanas doradas de Ángel de la Feria (1999).

Se ilumina por seis candelabros, de cinco luces en las esquinas y de tres luces en los laterales.

Lleva faldones de damasco rojo con cenefa bordada en oro por Fdez. y Enríquez (2009) y maniguetas doradas (Feria, 1995).

 

 

Nuestra Señora de la Cabeza

 Pasos 2

El palio tiene techo de plata, en cuyo centro figura una gloria que reproduce a la Virgende la Cabezade Andujar (Manuel Villarreal Fdez, 1965).

Las bambalinas son de terciopelo burdeos con bordados en oro a realce, diseñadas y realizadas por Fdez y Enríquez entre 1997 y 2001.

Los varales tienen cinco tramos, con basamentos cuadrangulares y se rematan en perillas.

Los respiraderos tienen línea sinuosa con pequeñas inscripciones del Ave María.

Lleva maniguetas y los faldones son burdeos lisos.

Las andas van ornamentadas con seis jarritas de plata en la delantera, y tres jarras de metal plateado en los entrevarales.

Los candelabros de cola tienen doce brazos y en sus basamentos tienen una reproducción de la Virgen de la Cabeza de Andújar (derecho) y el escudo de la Guardia Civil (izquierdo).

En la delantera hay una reproducción de la Virgen de los Reyes en plata y marfil.

La peana es de metal plateado.

Todas las piezas de orfebrería descritas están realizadas por Manuel Villarreal Fernández: respiraderos, jarras, peana, miniatura y basamentos de varales en 1958, resto de varales en 1959 y candelabros de cola en 1960.

La candelería está realizada en estilo romántico por hermanos Ramos entre 1997-99.

 

Son muchos los enseres que posee la Hermandad Sacramental de las Siete Palabras, no en vano, son más de 500 años de historia en los que se han acumulado muchas obras, queremos destacar aquí sólo una parte de los enseres más destacados que posee la misma.


ORFEBRERÍA

  

Ostensorio
Ostensorio

De Antonio Cadenas, 1825, de plata sobredorada.


De estilo neoclásico, parte de una base cuadrangular  en el que cada lado presenta una escalinata con su correspondientes barandas, aparecen en cada vértice cuatro figuras que se identifican con Moisés, Melquisedec, Abraham y Aarón. El astil lo forman cuatro columnas jónicas, que sostienen un templete realizado con columnitas corintias pareadas, que alberga al Cordero Apocalíptico sobre el libro de los siete sellos, cuyo cuerpo está formado por una gran perla irregular.

Los rayos que rodean al viril son biselados y en su centro van engarzadas diversas piedras, destacando una grande de cristal de roca en la base de la cruz que remata la base superior. El viril se rodea de brillantes en toda su circunferencia.

 

 

Virgen del Rosario


Las coronas, de la Virgen del Rosario y el Niño Jesús, y la media luna son obra de José de Guzmán en 1780, en plata de ley repujada.

Estas piezas tienen clara simbología relacionada con la visión apocalíptica del Evangelista de la mujer coronada de estrella con la luna a sus pies.

La corona de la Virgen presenta canasto redondo, seis imperiales y ráfaga de ratos plisados, en cuyo centro, y en la unión de los imperiales, figura el globo terráqueo fajado sobre el que se campea la Santa Cruz. La del Niño no tiene ráfaga, y sólo cuatro imperiales unidos por la bola del mundo rematada en la Cruz.

En cuanto a la media luna, dibuja el imaginario perfil del satélite, en cuarto menguante, acabado en estrellas.
Corona Virgen del Rosario y Media Luna
La Virgen del Rosario de San Vicente posee varios rosarios, elaborados con cuentas de distintos materiales. Destacando dos de oro, uno lo porta la Virgen y otro el Niño Jesús, sobre cuya ejecución no existe fecha concreta. Este rosario lo porta la Virgen de la Cabeza en su salida procesional el Miércoles Santo.

 

María Sta. de los Remedios: corona de cobre dorado, de Cristóbal Ortega (1893).

 

Ntra. Sra. de la Cabeza: Ntra. Sra. de la Cabeza: corona de plata de ley sobredorada del Taller Viuda de Villareal (1972).

 

 BORDADOS

 

Manto de terciopelo burdeos bordado en oro a realce, de Manuel María Ariza 1863.7palabras1


Confeccionado para la Virgen del Rosario, lo utilizan tanto ésta como Ntra. Sra. de la Cabeza en su salidas procesionales.

La pieza está formada por una doble greca perimetral, la exterior de menor formato, siendo la interior formada por motivos vegetales y florales entrelazados. El centro contiene un tachonado de flores, distinguiéndose dos tipos: rosas y lirios.


Manto de terciopelo azul bordado en oro a realce, de Celestino Rodés y las Hermanas Antúnez  1868-1877.

La pieza presenta varias singularidades, ya que es el primer manto que se borda en Sevilla con un dibujo que abarca toda la superficie. A base de tallosManto Remedios entrelazados y que se van bifurcando por la obra, partiendo de una gran jarra central situada en la parte baja, se completa el bordado de todo el terciopelo con una orla perimetral.

Es el manto que utiliza la Virgen de los Remedios en su salida procesional el Miércoles Santo. La obra comenzó a realizarse por Celestino Rodés en 1868, pero la pieza se paralizó durante varios años hasta que las hermanas Antúnez lo acabaron en 1877.

 

Saya de raso blanco bordada en oro a realce, de Manuel María Ariza 1863.
Saya de raso blanca

Paralelamente a la confección del manto descrito anteriormente, se realizó esta saya para la Virgen del Rosario. Destaca en ella una rosa a realce que ocupa su centro.

La utilizan también tantola Virgendel Rosario como la Ntra. Sra. de la Cabeza. 

Saya de terciopelo burdeos bordada en oro a realce, atribuida a las Hermanas Antúnez  ¿1874?:

La utilizan la Virgen de los Remedios y Ntra. Sra. de la Cabeza.

La bibliografía no nos permite afirmar que sea obra de las Hermanas Antúnez, pero dado que éstas realizaron todos los bordados del paso de Misterio y el estilo de la obra, no ofrece demasiada dudas sobre su autoría. Destaca una hoja que en vez de bordarse estirada se presenta plegada, característico de la obra de las Hermanas Antúnez. 

 

Túnica del Señor de la Divina Misericordia, de terciopelo corinto bordada en oro a realce, Fernández y Enríquez 2005:

Presenta una ancha cenefa en la falda, las bocamangas y el pecho están bordados, siguiendo un diseño de inspiración romántica.


Sin título-1

 

INSIGNIAS 

Cruz de Guía
Cruz de Guía en los 70

Atribuida a Manuel Gutiérrez Reyes-Cano de madera dorada, realizada en 1873, ampliada y dorada por Ángel de la Feria (1991).

La Cruz es el símbolo de la Redención de Cristo sobre la Humanidad. Su utilización en las Cofradías sevillanas es antigua, pero no así su ubicación al comienzo del cortejo, donde empieza a situarse a comienzos del siglo XIX.

Es una cruz de madera dorada, decorada a base de un sencillo dibujo entrelazado. La parte central la ocupa el escudo de la Archicofradía en el momento de realizarse, formado por el Corazón de Jesús, llevando ráfagas en los vértices, todo ello del indicado material. En la parte superior hay una cartela con el INRI, de metal dorado, llevando asas en el inferior.

En 1991 se alargó por parte de Ángel de Feria Rodríguez, dorándose de nuevo para volver a salir, pues durante doce años se estuvo utilizando una Cruz de la Hermandad del Rosario.


SenatusSenatus


Bordado en oro a realce sobre terciopelo de color púrpura por las Hermanas Trinitarias en 1924.

En casi todas las Cofradías sevillanas la insignia posterior a la Cruz de Guía es la conocida como Senatus. Se trata también, en una mayoría de casos, de un paño rectangular, o de forma sinuosa en su parte inferior, en cuyo centro figuran las letras SPQR. Aunque hay interpretaciones sobre su significado, la más extendida es la que identifica esta insignia con la que llevaban las legiones romanas, significando Senatus Populus Que Romanus (el Senado y el pueblo romano).

La utilización por las Cofradías sevillanas de esta insignia está documentada al menos desde el siglo XVII, y unde sus raíces en la representación de los misterios de la Pasión.

La pieza expuesta es una de las más antiguas que procesionan en la Semana Santa de Sevilla de las de su clase. Fue bordado en el taller de las Hermanas Trinitarias en 1924 con clara inspiración decimonónica en los bordados existentes en el patrimonio de la Archicofradía.

 

Estandarte Sacramental, (1793) obra de Juan Narciso de Alarás.

Estandarte de la Archicofradía con soporte de terciopelo burdeos y bordado en oro por Guillermo Carrasquilla (1941), reformado por el convento de Santa Isabel (1961). 

Banderín de la Virgen del Rosario, recuperación de un antiguo estandarte de la Hdad del Rosario (s. XIX) pasado a tisú blanco por Mariano Martín Santoja (2008).

Guión Sacramental, (1783), de autor anónimo, si bien por la similitud con el estandarte sacramental debe ser del mismo autor, de Juan Narciso de Alarás


Guión Fundacional

Guión Fundacional 1

Realizado por Luis Miguel Garduño Lara en 2012, diseñado por Fray Antonio Manuel Pérez Camacho, monje de Silos, obra recientemente estrenada para sustituir la anterior insignia.

Su forma recuerda a la de los antiguos guiones sacramentales, ya que quiere hacer alusión al carácter sacramental de la hermandad más antigua de las que componen la actual Hermandad Sacramental de las Siete Palabras.

En el reverso se muestra el actual escudo de la Hermandad, sobre los escudos de la Orden del Carmen y de la Parroquia de San Vicente, sedes de la cofradía. En la cartela se lee: Hermandad Sacramental de San Vicente MMXI.

En el anverso muestra el escudo de la Hermandad Sacramental de San Vicente, sobre los escudos de la familia Enríquez y la familia Alvarado, relacionadas con la fundación y protección de la misma. Leyéndose en la cartela: Doña Teresa Enríquez de Alvarado, MDXI.

 

OTROS ENSERES


Peana Procesiona de la Virgen del Rosario
Peana procesional Rosario

El autor de las obra es Juan José Villarrica Hurtado de Mendoza, 1814. Realizada en Madera tallada y dorada.

Una vez la Hermandad del Rosario de San Vicente se incorporó a las que, además de seguir con el rezo del rosario como principal instituto, sacaban procesionalmente a su titular, tuvieron que construir unas andas para tal efecto.

Esta peana presenta las características propias de este tipo de enseres en los pasos de gloria sevillanos. La plataforma en que descansa la imagen se apoya en cinco patas, una en cada esquina y otra central.

La de la parte central simula una jarra con hojas bellamente talladas, mientras que las de los laterales avanzan al tener una ménsula, en la que se suelen colocar jarras con flores.

 

Bocinas

Bocinas Misterio
Las del paso de misterio, las más antiguas, son obra de Cristóbal Ortega con paños bordados por las hermanas Antúnez (1893), las demás bocinas son obra del Taller Viuda de Villarreal (1972-1978) estando los paños del primer paso bordadas por Mariano Martín Santoja (2006).

Los estudios que se han realizado sobre la música procesional revelan que el acompañamiento primitivo de las procesiones se hacía con unas cornetas y tambores destemplados que anunciaban la llegada del cortejo.

En el siglo XIX, la música militar sustituye progresivamente al mismo, y las bocinas que portan los nazarenos quedaron como un recuerdo de aquellas primitivas cornetas.

Las bocinas del paso de misterio son una auténtica reliquia del patrimonio procesional de la Archicofradía. No se hayan repujadas, y podemos asegurar que cumplirían su primitiva y simbólica función, ya que tienen sonido.

Su forma es muy característica, ya que el tubo se retuerce cerca de la boquilla para formar una asa que permite llevarla con comodidad.

El paño es una bella pieza del bordado decimonónico de las Antúnez, llevando en su centro el que por entonces era el escudo corporativo, formado por el Corazón de Jesús.

Las bocinas del paso del Señor de la Divina Misericordia siguen la traza de las del paso de misterio, pero mucho más evolucionadas, con un rico repujado en el que destacan unas figuras en altorrelieve. A su vez son réplicas de las que salen en el paso de Virgen, ejecutadas en 1969 en el mismo taller.

Las del palio, sin embargo, permanecen con el paño liso, mientras que las del nazareno llevan los paños bordados. Los mismos presentan el anagrama de Jesús en el centro, rodeado  por una orla que se inspira en las creaciones de las Antúnez para los ropajes del paso de misterio.

 

Custodia

 Tiene la Hermandad una custodia de salida para su procesión de Corpus, es de madera, del siglo XVIII, deplanta cuadrangular y dos cuerpos, en el primero se coloca el ostensorio y en el segundo una Inmaculada, rematando la figura de la Fe.

  

Custodia de madera

 

FacebookTwitterYouTube-Icon-150x150-48x48 instagram- 

Último mes Febrero 2017 Mes siguiente
L M X J V S D
week 5 1 2 3 4 5
week 6 6 7 8 9 10 11 12
week 7 13 14 15 16 17 18 19
week 8 20 21 22 23 24 25 26
week 9 27 28